Hasta la fecha no hemos encontrado ninguna limitación a las mejoras que pueden realizarse con determinados tipos de práctica. En la medida en que mejoran las técnicas de entrenamiento y se descubren nuevas cotas de talento, las personas involucradas en todos los ámbitos de actividad humana encuentran constantemente formas de mejorar, de subir el listón más de lo que se creía posible, y no hay signo alguno de que esto vaya a dejar de ser así. Los horizontes del potencial humano se expanden con cada nueva generación.

Anders Ericsson, Robert Pool, Número uno: Secretos para ser el mejor en lo que nos propongamos